COMUNICACION EN LA PAREJA

La relación de pareja es un vínculo que se establece entre dos personas que desean estar juntas, es necesario cuidar este vínculo día tras día, ya que el amor no se mantiene solo. Existen factores que hay que atender para establecer unas bases sólidas en la relación, uno de ellos a tener muy en cuenta es la comunicación.

La comunicación es uno de los soportes fundamentales de la relación en pareja, ya que supone mostrar comprensión y atender a las necesidades de la otra persona. Hay que cuidar a su vez los comentarios que se hacen y las expresiones que se utilizan, ya que es fácil hundir a alguien sin pretenderlo a través de una mala comunicación. Deteriorando y destruyendo la relación, por el simple hecho de no considerar cómo se dicen las cosas y cómo afectan. 

Estilos de comunicación diferentes entre hombres y mujeresAlgo que debemos tener en cuenta es que existen diferencias en cómo se comunican las mujeres a como lo hacen los hombres. En general la mujer suele utilizar un estilo indirecto de comunicación, esto es, no dice directamente lo que quiere, pero lo insinúa para ver si su pareja está atenta, ejemplo: ¿te apetecería tomar un café? La mujer ahí está insinuando que quiere ir a tomar algo, en cambio el hombre en su forma más primitiva de entender las cosas dice: no, no quiero café, y es posible que si quisiera ir a tomar algo, pero han fallado en la comunicación. La mujer no ha dejado claro lo que quería, y el hombre no ha comprendido la insinuación, ya que él normalmente cuando quiere algo lo indica con un estilo de comunicación más directo, vamos a tomar algo. 


Esto aunque parece de lo más sencillo, es algo que sucede mucho en las parejas, cometen el error común de quedarse en lo superficial de las palabras, sin atender a los gestos, el tono de voz y necesidades de la otra persona. Por los diferentes estilos de comunicación que emplean hombre y mujer, resulta a veces complicado entenderse, tener esto en cuenta ofrece más posibilidades de comprender a la otra persona, y llegar a acuerdos satisfactorios mediante la comunicación. 

Esperar a que la otra persona adivine lo que queremosEs un error muy frecuente quedarse esperando a que la otra persona atienda a nuestras necesidades, sin que le digamos nada sobre el asunto, o creamos habérselo dicho de muchas maneras posibles, pero realmente no lo hemos aclarado, pensar que ya lo sabe es un supuesto muy arriesgado, hay que dejarlo seguro, y la forma es hablándolo. El estar esperando a que la otra persona sepa lo que queremos o lo que nos hace falta lleva a la insatisfacción, genera ansiedad, y se producen situaciones de conflicto mediante respuesta inadecuadas que la otra persona es incapaz de comprender. 

Estar a la defensivaEn ocasiones por la etapa en la que vivimos o una situación específica, un confrontamiento o una experiencia desagradable que hemos tenido, permanecemos a la defensiva con nuestra pareja, por lo que cualquier comentario sienta mal, todo se ve dese el aspecto negativo, tanto lo que dice a cómo se comporta, la atención se queda fijada en lo que puede estar mal, las cosas buenas que ocurren pasan desapercibidas. Eso crea una tensión en ambos permitiendo que cualquier gesto, palabra y situación se distorsione. 


Defender opiniones sin escucharSucede continuamente que algo que estamos defendiendo le damos vueltas en nuestra cabeza a cómo queremos expresarlo, cuando está hablando nuestra pareja intentado expresarnos su opinión y hacernos ver su punto de vista, no atendemos y seguimos con lo que queremos expresar. Al final cada cual está pendiente de lo que quiere decir, y no se escuchan el uno al otro, y así es imposible entenderse. 

Evitar las discusionesLas discusiones forman parte de cualquier pareja y relación que mantenga un vínculo en el que se importen el uno al otro. Evitar las discusiones es un error puesto que se dejan de decir cosas importantes, opiniones y necesidades. Esto forma parte de la comunicación y puede llegar a ser muy provechoso y constructivo si se afronta de una forma sana. Por discusión sana entendemos un diálogo en el que cada cual expresa su punto de vista de forma responsable, a través del respeto. En este aspecto es importante una escucha activa, estar pendiente realmente de lo que está queriendo expresar la otra persona, no hace falta llegar a ningún acuerdo, el simple hecho de que ambos se entiendan es suficiente para desahogarse y no acumular rencores que luego estallen bajo cualquier situación o comportamientos inadecuados. 


Estos errores es importante al menos saber que existen y están presentes en nuestras vidas;darse cuenta de cómo ocurren, e intentar evitarlos, supone un cuidado hacia la relación; permitiendo un proceso de confianza, alivio y bienestar. Establecer una buena comunicación es uno de los pasos más importantes para una pareja, ya que esto ayuda a disminuir los conflictos y las tensiones innecesarias. 

Bibliografía consultada: 
Gottman, J. M. (2012). Siete reglas de oro para vivir en pareja. Random House Mondadori.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Es Bienvenida tu opinion... y gracias por estar ahi.